cabecera aqui blog

Caravana de sillas de ruedas demanda atención preferente: en Quillacollo

AddThis Social Bookmark Button

La caravana de sillas de ruedas que iniciaron las personas con discapacidad desde Trinidad, luego de pasar por Santa Cruz, está en Quillacollo (Cochabamba), exige el tratamiento y promulgación del proyecto llamado: "Ley de Trato Preferencial", impulsada por ese sector social, la misma que establece un bono anual de 3.000 bolivianos.

 

La caravana compuesta por 80 personas avanzó estoicamente, apoyados unos por sillas de ruedas otros, caminando con muletas; caminaron con sus hijos, apoyados algunos por sus familiares, en medio de las lluvias de la temporada, soportando las altas temperaturas de la región, superando el desperfecto de sus gastadas sillas, sufriendo cansancio, padeciendo dolores estomacales, fiebre, dolor de cabeza y otras dolencias que en esas personas se agrava por su situación de discapacidad.

En el seguimiento que la Asamblea de Derechos Humanos de La Paz está haciendo a la Caravana de Sillas de Ruedas y a la vigilia de la Plaza de San Francisco, se tuvo contactos con la Directiva de la Federación Departamental de Personas con Discapacidad, de lo cual se rescata lo siguiente:

? La presidenta de la Federación Departamental de Personas con Discapacidad, Sonia Mujica y otras mujeres con discapacidad de la vigilia, expresan su molestia por la actitud del gobierno de Morales de estar dividiendo al sector, al firmar supuestos convenios con representantes de algunos sectores de Santa Cruz, Cochabamba o La Paz,

? Indican que varios de esas personas que firmaron acuerdos con el gobierno trabajan en instituciones del Estado. Se preguntan ¿cómo es posible que el gobierno de Morales no haya ido a la vigilia de la Plaza de San Francisco que está a pocos metros de la Plaza Murillo para dar a conocer esos supuestos acuerdos?

? También denuncian una clara discriminación a la marcha de las personas con discapacidad que, además de no recibir ninguna comisión de parte del gobierno en la marcha para atender sus demandas, no reciben ningún tipo de ayuda en alimentos o medicamentos, como lo hace con la marcha del CONISUR, a quienes dan todo su apoyo. ¿Acaso las personas con discapacidad no tienen las mismas necesidades y derechos que las otras personas?

? Cecilia Tamayo indicó que demanda de la sociedad una mayor sensibilidad ante la situación que enfrentan las personas con discapacidad, y piden que no se las denomine personas discapacitadas o invalidas, sino que les diga lo que son: personas con discapacidad o con capacidades diferentes.

? También demandan del Estado y de la sociedad atención a sus derechos, plasmados en la Ley 1678 de la Persona con Discapacidad y en la Constitución del Estado Plurinacional de Bolivia.

? Exigen la rendición de cuentas de 160 millones de dólares, producto del fondo de Solidaridad y Equidad creado en favor del sector, financiado con un aporte anual de Bs 40.000.000 (cuarenta millones de bolivianos), por la ley 3925 de agosto de 2008.

? Denuncian que ese fondo acumulado en cuatro años se está malgastando en proyectos y programas que más que favorecer a las personas con discapacidad benerician a consultores y profesionales que no tienen discapacidad.

En el transcurso de la marcha de las personas con discapacidad, lamentablemente, para ese sector y para toda la sociedad, el miércoles 4 de enero falleció el niño Jhon Sebastián Pacha, de siete años de edad, ahogado en el río del Puente Roto, en el Trópico de Cochabamba, mientras su madre, Olga Pacha, que tiene discapacidad lavaba ropa. ¿Qué hacía ese niño en la marcha? Pues, ayudaba en varios quehaceres a su mamá que —reitarmos— tiene discapacidad.

En medio del dolor de su madre y de la población solidaria, el cuerpo del niño se veló en la plaza 14 de Septiembre de Santa Cruz, otras ciudades en la que se hace vigilia se realizaron velorios simbólicos. Desde ese día, las banderas de la marcha y las carpas de esas personas llevan crespones negros, como muestra no sólo de dolor sino de indignación del sector ante la indiferencia y discriminación que muestran los dirigentes del Estado Plurinacional de Bolivia.

Ante esa actitud de indiferencia, indolencia y clara discriminación de parte del gobierno de Evo Morales a las demandas de la caravana, la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de La Paz exige de parte de las autoridades del Estado Plurinacional de Bolivia y de Evo Morales, que atienda las legítimas demandas de las personas con discapacidad que siguen movilizadas (pese al cuarto intermedio en la caminata), que se respeten sus derechos humanos contemplados en las leyes vigentes, tanto nacionales como internacionales.

La caravana de sillas de ruedas se encuentra en Quillacollo, ciudad en la que espera que el gobierno les conceda el bono de Bs 3.000 para los que están impedidos de trabajar y que se apruebe el proyecto de ley que se encuentra en la Asamblea Legislativa Plurinacional y que todo sea de según el convenio firmado en la ciudad cochabambina con el entonces minisdtro de la Presidencia, Carlos Romero.

Mientras tanto, en la ciudad de La Paz, continúa la vigilia de las personas con discapacidad, esperando la solidaridad del pueblo paceño con su movimiento, lo que puede expresarse en donaciones de ropa, alimentos, medicamentos y, lo más importante y significativo: que los paceños y paceñas expresen su solidaridad firmando un libro de actas que abrieron para tal efecto en la vigilia de la Plaza de San Francisco.

La Paz, 25 de enero de 2012.

 

Síguenos a través de:

facebook icontexto inside icon  twitter-logo-enelpc

Publicación Aquí 330

Visitas

22830192
Hoy
Ayer
Esta semana
Este mes
Total
243
7210
20274
34617
22830192