cabecera aqui blog

“Hubo decisiones que incidieron en la economía”

AddThis Social Bookmark Button

David Sánchez, economista y senador del MAS*

EL legislador sostiene que, desde 2006, el Gobierno llevó a cabo diferentes acciones que apuntalaron el crecimiento nacional.

- 14/06/2013

 El senador oficialista David Sánchez, quien preside el Comité de Planificación, sostiene que el Gobierno asumió desde 2006 decisiones trascendentales que han incidido en la bonanza económica que vive Bolivia.

El senador oficialista David Sánchez, durante un acto.

Sobre el estudio de especialistas de la UMSA detallado en las páginas 8 y 9, el legislador sostiene que “está demasiado forzado porque realmente no analiza a fondo”. Punto a punto, Sánchez rebate los seis temas controversiales de la economía boliviana actual, como lo llaman los especialistas.

—Inicio de la bonanza actual

“Discrepo con ese informe (que se remite a los años 90), sobre todo porque no toma en cuenta decisiones trascendentales que se tomaron en 2006 (nacionalización), las cuales han permitido demostrar a la comunidad internacional que es posible una distribución equitativa de los recursos -a la gente de escasos recursos y a la gente que vive en el área rural, particularmente-, y además hacer (desde el Estado) un manejo eficiente de la economía, con una sostenibilidad de casi siete años”.

—Crecimiento económico:

“A este punto yo respondería con la evidencia de que la distribución de recursos es la que ha generado mayor crecimiento interno en la economía. La inversión interna está oscilando en más del 80% porque, obviamente, se ha potenciado el mercado interno”. 

“La reavivación reside en las decisiones trascendentales que se asumen como: los bonos, que tienen ese efecto de generar más movimiento; las políticas de apoyo a la producción, incluido el programa Bolivia Cambia Evo Cumple, que ha tenido otra consecuencia: que los empresarios y banqueros como nunca han logrado éxito en sus emprendimientos”.

—Inversión extranjera

“La inversión externa, en los últimos años, con relación al periodo que se menciona en el informe (1999-2012), ha tenido una contracción, pero no fue algo casual. Se han generado susceptibilidades porque el Gobierno lanzó una señal: si no se cumplen las inversiones comprometidas, entonces se tomarán medidas”. 

“Eso ha pasado con varias empresas, como las de energía eléctrica. Sin embargo, al presente vemos que sigue habiendo intención de invertir; lo que sí efectivamente falta, y esto hay que aceptar, es una ley de inversiones”. 

“No es que falta interés de la inversión externa. Los países asiáticos, si por ellos fuera, hasta se comprarían Bolivia, pero la responsabilidad de las autoridades del Ejecutivo y del Legislativo es no entregar Bolivia al capital externo, sin tomar en cuenta la Constitución”.

—Disminución de la pobreza

“Se tendrían que revisar los indicadores de los Objetivos del Milenio, donde se ve que en Bolivia se ha reducido la pobreza en menor tiempo de lo esperado”. 

“Hemos avanzado mucho más rápido, sobre todo en la reducción de la extrema pobreza y de la pobreza moderada. Y esto tiene que ver con las decisiones de tratar de llegar a la gente más pobre, encontrar mecanismos para distribuir los recursos, y que los excedentes sean también invertidos en áreas productivas”.

—Bonos internacionales:

“Yo comparto la apreciación del informe en sentido de que éstos son resultado más bien de un ‘capital barato’, pero bueno, no hemos hecho aún una evaluación, sólo hemos escuchado informes del Ministerio de Economía, que dicen que ha sido exitoso”. 

barato sobre todo de Asia y de otros continentes como el europeo, sobre todo por la crisis; pero eso no quita que se resalta que Bolivia haya presentado estos bonos a la venta”.

—Situación fiscal

“No hay un reconocimiento al manejo de la economía nacional respecto del déficit y del superávit. En más de 180 años se ha logrado superávit, nunca lo hubo antes”. 

“Obviamente, cuando administramos los recursos bolivianos, lo hacemos en función de una proyección de mediano y largo plazo y ahí hay responsabilidad. En todo caso, lo que se ha visto es más bien un manejo técnico con respecto a las finanzas del Estado”. 

“Lo claro es que hoy tenemos un superávit, no hay un descontrol del préstamo, más bien lo que hacemos es incluso lograr los préstamos que nos otorgan algunas instituciones externas. El Gobierno tampoco va a ser tan jactancioso para decir que no necesitamos porque tenemos. Eso es absurdo”.

Pablo Peralta

“Decisiones trascendentales que se tomaron en 2006 (nacionalización) han permitido demostrar que es posible una distribución equitativa de los recursos”.

*Publicado por Ideas, suplemento de Página Siete del 16 de junio de 2013.

Síguenos a través de:

facebook icontexto inside icon  twitter-logo-enelpc

Publicación Aquí 334

Visitas

24602081
Hoy
Ayer
Esta semana
Este mes
Total
3699
7816
16104
188149
24602081